Ronda es una ciudad con un gran potencial, creo en sus posibilidades y vamos a trabajar por la Ronda del Siglo XXI.

Para ello, cuento con un equipo de trabajo pre­parado, con experiencia, formación y contactos con diferentes niveles de la administración.

Es un proyecto ilusionante, que cuenta con todos y todas; porque el trabajo colectivo nos permitirá ofrecer a nuestras vecinas y vecinos el proyecto de ciudad que se merecen.

Presentamos un Programa de Gobierno con vocación de cambio, pero también con espíritu conciliador y abierto al consenso y el diálogo. Nuestro Programa de Gobierno se sustenta en dos pilares fundamentales, el rigor y la sensibilidad.

Rigor en el ejercicio de gobierno y gestión del Ayuntamiento. Y sensibilidad, la sensibilidad propia de mi partido, que nos lleva a trabajar para eliminar las desigualdades y luchar por una sociedad más justa.

Es el momento de escuchar a la ciudadanía y salir a la calle desde una actitud de servicio, responsabilidad y

respeto, que ayude a propiciar el diálogo para lograr los acuerdos que necesita nuestra ciudad.
Estoy convencida de que vamos a dar lo mejor que tenemos para ofrecer el mejor Gobierno que pueda tener la ciudad de Ronda. Creo en un proyecto con capacidad de acuerdo y diálogo con el resto de fuerzas políticas de la ciudad.

Un proyecto nuevo, que mira a las personas emprendedoras, autónomas, profesionales y a toda la ciudadanía en su conjunto.

Ronda es una ciudad de una belleza espectacular, que atrapa y enamora, con muchas posibilidades de crecimiento y de de­sarrollo. Creo y confío en su gran potencial. Para ello, pondré a dis­posición de mis vecinos y vecinas toda mi experiencia, vocación de servicio y contactos con otras administraciones.

El futuro de Ronda no está escrito, hay que construirlo y tendremos una oportunidad en las próximas elecciones para lograr ese gran reto y desde ahí avanzar y evolucionar.

Esto quiero, y a ello me entrego con una gran ilusión.

Generación de Cambio